Mitologías del siglo XXI

Andrés H.
3 min readOct 5, 2023

¿En qué se convierten nuestros mitos cuando ya no tenemos al trueno y la tormenta?

Originalmente publicado en https://coloresdeotono.substack.com.

https://unsplash.com/photos/QHBEEOpjCDQ

La humanidad está construida sobre historias. La tradición oral y posteriormente escrita se ha convertido en la base de toda la civilización humana. La capacidad del lenguaje escrito es probablemente una de las características más distintivas de la especie que conocemos como Homo sapiens. Y desde el inicio del lenguaje, lo hemos usado para contar mitos.

Mitos, leyendas, historias inventadas, el lenguaje es una avenida para la imaginación, una vía para explorar lo que es posible y lo que no.

Desde el inicio hemos estado inventando historias. La historia escrita más antigua de la que se tiene registro, la épica de Gilgamesh, escrita en alfabeto cuneiforme y que data de más de cuatro mil años atrás. La historia épica de un rey, dioses, demonios y arquetipos que siguen apareciendo en nuestras historias, miles de años después.

De niños, aprendimos que los mitos nacieron como formas de explicar lo que las primeras formas de civilización no podían explicar. Un rayo o tormenta en el cielo toma la forma de la ira de dios, el ciclo de las mareas es un acuerdo entre la luna y el mar, el invierno es tan solo la soledad de Deméter al tener que entregar a su hija al inframundo. Nos gusta pensar, desde la comodidad de la modernidad, que el tiempo de mitos y leyendas quedo atrás, que pasamos de temer al trueno a dominarlo, que la soledad de Deméter se soluciona con la calefacción que está a un botón de distancia.

Y sin embargo, creo que la realidad está un poco más alejada de ese ideal. Mitos son todo lo que tenemos, estamos fundamentalmente construidos de historias, y el acuerdo común sobre estas historias y narrativas es lo que sostiene la sociedad moderna.

¿Cuáles son estos mitos modernos, estas ficciones sobre las cuales basamos nuestra existencia y que poco tienen que ver con algún tipo de realidad objetiva? Cada una de nuestras estructuras sociales es el resultado de narrativas que han triunfado sobre otras; y nuestro sesgo y punto ciego más crucial, es pensar que dicho éxito hace de esas historias más “perfectas” o adecuadas que sus contrapartes. La democracia termina triunfando sobre monarquías e imperios ¿Hace esto a la democracia un sistema mejor? No necesariamente, la democracia puede caer en los mismos vicios y degeneraciones que la más déspota de las monarquías; lo que sí prueba, por otro lado, es que la democracia tiene un poder retórico sobre la idea de monarquía, en especial cuando se trata de convencer a un público relativamente ilustrado.

Nuestro mundo moderno se construye entonces sobre estas piezas de poder retórico. Sobre estas piezas de narrativa convincente y en muchas ocasiones mitológica, sentamos la sociedad moderna. El mito del Capital — El dios favorito del siglo XX y XXI — la democracia, el sistema bancario, la política moderna, las estructuras sociales de familia, las relaciones laborales, las interpretaciones contemporáneas de religión e historia, todo resulta nada más que más mitos e historias en los que acordamos creer, porque lo contrario sería inconveniente. Porque pensar en alternativas pone en duda las cosas que creemos dar por sentadas, y eso, es un mundo ligeramente más aterrador.

Sin embargo, es en el espacio para el escepticismo y la duda, que se puede encontrar el cambio y progreso. Quizás, las estructuras modernas parecen inamovibles, eternas e infranqueables. Pero nada más lejos de la realidad. Quizás el paso acelerado de la vida moderna distorsiona nuestra concepción de la historia, pero lo cierto es que, apenas y ocupamos una pequeña fracción de la muy intrincada y complicada historia humana, pensar que ya hemos llegado a su forma final y más refinada, es una conclusión penosamente anti-histórica.

No paremos de imaginar, de contar historias, mitos y leyendas, que fuera de todo lo que parece real, lo que realidad nos une, es la inagotable capacidad de imaginar y soñar.

Site ha gustado, considera apoyar el blog, actualmente escribiendo en SubStack:

Compartir Bajo Colores de Otoño

Originally published at https://coloresdeotono.substack.com.

--

--